Como el calendario de contactos parece no…

Como el calendario de contactos parece no valer para nada en android (si no me deja configurar una alarma para todos los cumples a la vez…) he instalado esta.

Es un poco feuna, pero cumple su cometido.

Espero que sea la última vez que se olvida el cumple de +elena vicent

EboBirthday

Maintain birthdays and anniversaries!

* Can be auto-synced with the contacts' notes and grab birthday data from Windows Mobile, Facebook, CSV, Phonebook, google.com/c…

Cansado

La verdad es que sé que tengo muchas cosas pendientes de escribir en el blog y correos a gente, pero aún así sólo va a salir esto. Pienso que sería más cómodo escribir directamente en google plus, pero esa es otra historia y será contada en otra ocasión.

Política.

Hoy “nuestros representantes” han aprobado una reforma constitucional que prioriza el pago de la deuda. Más de trescientos votos a favor, menos de 10 en contra. Casi 140 mil personas han pedido votar (aunque esta cantidad pueda estar inflada).

Quien me conozca sabe que creo que es un timo, un timo de los gordos. La deuda depende en gran parte de los mercados y los mercados están controlados por los especuladores. A partir de ahí no es difícil razonar que los presupuestos de España ahora están (aún más) controlados por los especuladores.

No creo en las medidas para calmar a los mercados. Hoy no ha mejorado la cosa. Los mercados no son predecibles, los mercados no son razonables, los mercados no son justos y los mercados no los he elegido yo. ¿Por qué tienen que controlar mi vida?

Lo que han hecho es legal, que sea legítimo… lo veo menos claro, pero se puede debatir. Pero desde luego no es democrático que nos den poder de decisión a la gente y que se le de más poder a los que no se someten a elecciones. Una pena.

Libros.

Últimamente he leído mucho:

Las críticas se pueden leer en mi shelfari.

Curro.

Mucho y más que viene de camino. Se nota que en 7 meses haya usado sólo 3 de mis días de vacaciones se empieza a notar. Menos mal que me gusta lo que hago, casi todo el tiempo.

Valoro mucho haber leído Rework o Getting real, no puedo más que acordarme de ellos cada vez que entro a una reunión.

Vida.

Eso queda para otro momento. Que no se me haya pasado por la cabeza escribir nada más es un ejemplo de lo cansado que estoy.

Y me quedo con las ganas de escribir de la JMJ, de los abusos policiales… pero no me apetece ya.